Centro Médico Talar

Medicina, Investigación, Tecnología

Como Lavar Los Dientes A Un Beb De 1 AñO?

Como Lavar Los Dientes A Un Beb De 1 AñO
Higiene dental en bebés de 12 a 24 meses: – La mejor manera de cepillar los dientes a un bebé de 1 a 2 años de edad es usando un cepillo especial para bebés con filamentos suaves 2 veces al día (recomendamos después de almorzar y antes de ir a dormir).

Prevención:

  1. Controlar el consumo de azúcar. Tomar demasiado azúcar en esta edad puede ser muy perjudicial para su salud, por eso es importante controlar su consumo. Por ejemplo, en el caso del zumo de fruta, recomendamos ver un máximo de una medida de taza de café y durante una comida para mejorar la absorción del azúcar y reducir la agresión a los dientes.
  2. Consultar los hábits de succión del bebé al pediatra o al dentista. Chupar el chupete o el dedopulgar en exceso o durante demasiado tiempo puede deformar la boca y causar modificaciones en la colocación de los dientes deformando el mordisco.
  3. Revisión dental. Es hora de visitar el dentista por primera vez (si antes no ha hecho falta) para comprobar que todo está bien y recibir más consejos sobre higiene y prevención para bebés.

¿Cuándo empiezan los niños a lavarse los dientes?

La buena salud oral comienza a una edad muy temprana. Cuidar las encías y los dientes de su hijo todos los días ayuda a prevenir la caries dental y la enfermedad de las encías. También ayuda a hacer de esto un hábito regular para su hijo. Aprenda cómo cuidar los dientes y encías de su hijo comenzando cuando es un recién nacido.

Limpie suavemente las encías de su bebé usando una gasa o un trapo limpio y húmedo.Limpie la boca de su bebé luego de cada alimentación y antes de dormir.

Los dientes de su bebé comenzarán a salir entre los 6 y los 14 meses de edad. Los dientes de leche pueden degradarse, por lo que debe comenzar a limpiarlos tan pronto como aparezcan.

Cepille suavemente los dientes de su hijo con un cepillo de dientes suave de tamaño infantil y agua.No utilice pasta de dientes con fluoruro sino hasta que el niño tenga más de 2 años de edad. Su hijo necesita poder escupir la pasta en lugar de tragarla.Para niños menores de 3 años de edad, use solo una pequeña cantidad de pasta de dientes del tamaño de un grano de arroz. Para niños mayores, use una cantidad del tamaño de una arveja (chícharo).Cepille los dientes del niño después del desayuno y antes de acostarse.Cepille en pequeños círculos sobre las encías y sobre los dientes. Cepille durante 2 minutos. Concéntrese en los molares posteriores, que son los de mayor riesgo de caries.Use hilo dental para limpiar entre los dientes del niño una vez al día. Empiece a usar el hilo dental tan pronto como su hijo tenga 2 dientes que se toquen. Los portahilos dentales pueden ser más fáciles de usar.Reemplace el cepillo de dientes del niño por uno nuevo cada 3 a 4 meses.

Enséñeles a los niños a cepillarse los dientes por sí mismos.

Comience dando el ejemplo y muéstreles a sus hijos cómo usa el hilo dental y se cepilla los dientes todos los días.Los niños menores de 6 años pueden ser capaces de manejar un cepillo de dientes por sí mismos. Si desean hacerlo, está bien dejarlos practicar. Solo asegúrese de darles seguimiento y cepillar cualquier punto que no hayan alcanzado.Enseñe a los niños a cepillarse la parte superior, inferior y los costados de los dientes. Use movimientos cortos, de ida y vuelta.Enseñe a los niños a cepillarse la lengua para tener un aliento fresco y remover gérmenes.La mayoría de los niños pueden cepillarse los dientes por sí solos cuando tienen 7 u 8 años de edad.

Solicite una cita para que su bebé visite a un odontólogo cuando vea su primer diente o al cumplir 1 año. El odontólogo de su hijo puede mostrarle otras maneras de evitar la caries dental, American Dental Association website. Mouth Healthy. Dental health for babies and kids.

www.mouthhealthy.org/life-stages/babies-and-kids, Accessed January 11, 2023. Dhar V. Dental caries. In: Kliegman RM, St. Geme JW, Blum NJ, Shah SS, Tasker RC, Wilson KM, eds. Nelson Textbook of Pediatrics,21st ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2020:chap 338. Hughes CV, Dean JA. Mechanical and chemotherapeutic home oral hygiene.

In: Dean JA, ed. McDonald and Avery’s Dentistry for the Child and Adolescent,11th ed. Philadelphia, PA; Elsevier; 2022:chap 8. Silva DR, Law CS, Duperon DF, Carranza FA. Gingival disease in childhood. In: Newman MG, Takei HH, Klokkevold PR, Carranza FA, eds.

  1. Newman and Carranza’s Clinical Periodontology,13th ed.
  2. Philadelphia, PA: Elsevier; 2019:chap 21.
  3. Versión en inglés revisada por: Neil K.
  4. Aneshiro, MD, MHA, Clinical Professor of Pediatrics, University of Washington School of Medicine, Seattle, WA.
  5. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, Brenda Conaway, Editorial Director, and the A.D.A.M.

Editorial team. Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.

¿Qué pasa si un niño se traga la pasta de dientes?

La pasta de dientes o dentífrico es un producto empleado para limpiar los dientes. Este artículo aborda los efectos de ingerir una gran cantidad de este producto. Este artículo solo tiene fines informativos. NO lo use para tratar ni manejar una sobredosis real.

Si usted o alguien con quien usted se encuentra sufre una sobredosis, llame al 911 o al número local de emergencias, o puede comunicarse directamente con el centro de control toxicología local llamando al número nacional gratuito Poison Help (1-800-222-1222) desde cualquier parte de los Estados Unidos.

Los ingredientes tóxicos incluyen:

See also:  Porque Se Ponen Los Dientes Negro?

Fluoruro de sodioTriclosán

Los ingredientes se encuentran en:

Diversos dentífricos o pastas de dientes

Ingerir una gran cantidad de dentífrico regular puede provocar dolor de estómago y posible obstrucción intestinal. Los síntomas adicionales pueden ocurrir al ingerir una gran cantidad de dentífrico que contenga fluoruro:

Convulsiones DiarreaDificultad respiratoriaBabeoAtaque cardíacoSabor a jabón o a sal en la bocaFrecuencia cardíaca lentaShockTembloresVómitos Debilidad

NO provoque el vómito en la persona, a menos que así lo indique el centro de toxicología o un profesional de atención médica. Busque asistencia médica inmediata. Si la persona ingirió el producto, dele una pequeña cantidad de agua o leche inmediatamente, a menos que el proveedor de atención médica diga lo contrario.

Edad, peso y estado de la personaNombre del producto (con sus ingredientes y concentración, si se conoce)Hora en que fue ingeridoCantidad ingerida

Se puede comunicar con el centro de control de toxicología local llamando al número nacional gratuito (Poison Help) 1-800-222-1222 desde cualquier parte de los Estados Unidos. Esta línea gratuita le permitirá hablar con expertos en intoxicaciones, quienes le darán instrucciones adicionales.

Se trata de un servicio gratuito y confidencial. Todos los centros de control de toxicología locales en los Estados Unidos utilizan este número. Usted debe llamar si tiene cualquier inquietud acerca de las intoxicaciones o la manera de prevenirlas. NO es necesario que se trate de una emergencia. Puede llamar por cualquier razón, las 24 horas del día, los 7 días de la semana.

Si usted ingiere dentífrico (pasta de dientes) que no contenga fluoruro, posiblemente no necesite ir al hospital. Las personas que ingieren mucha pasta de dientes con fluoruro, en especial si se trata de niños pequeños, tal vez necesiten ir al servicio de emergencias del hospital.

Carbón activado para evitar que se absorba el resto del tóxico en el estómago o en el tracto digestivo.Soporte para la respiración y las vías respiratorias, incluso oxígeno. En casos extremos, se puede introducir una sonda a través de la boca hasta los pulmones para evitar la succión. Se necesitara, entonces, un respirador artificial (ventilador).Calcio (un antídoto) para revertir los efectos del tóxico. Radiografía del tórax, ECG (electrocardiograma o trazado cardíaco).Endoscopia: colocación de una cámara que baja por la garganta para visualizar las quemaduras en el esófago y el estómago.Líquidos por vía intravenosa (IV).Medicamentos para tratar los síntomas.Una sonda a través de la boca hasta el estómago para lavarlo ( lavado gástrico ).

Las personas que ingieren una cantidad muy grande de pasta de dientes con fluoruro y sobreviven por 48 horas con frecuencia se recuperan. La mayoría de las pastas de dientes que no contienen fluoruro son atóxicas (no tóxicas). Las personas tienen buenas probabilidades de recuperarse.

Dhar V. Dental caries. In: Kliegman RM, St. Geme JW, Blum NJ, Shah SS, Tasker RC, Wilson KM, eds. Nelson Textbook of Pediatrics,21st ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2020:chap 338. Meehan TJ. Care of the poisoned patient. In: Walls RM, ed. Rosen’s Emergency Medicine: Concepts and Clinical Practice,10th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2023:chap 135.

Versión en inglés revisada por: Jesse Borke, MD, CPE, FAAEM, FACEP, Attending Physician at Kaiser Permanente, Orange County, CA. Also reviewed by David C. Dugdale, MD, Medical Director, Brenda Conaway, Editorial Director, and the A.D.A.M. Editorial team.

¿Qué hacer si mi hijo tiene caries en sus dientes de leche?

Tratamiento de la caries en los dientes de leche – • La caries en los dientes de leche indica que algo no va bien y que por tanto hay que acudir al odontopediatra, • El odontopediatra tratará el diente de leche y te dará los consejos preventivos necesarios para evitar futuras caries considerando la edad de tu hij@.

¿Qué hacer si los dientes de leche tienen caries?

Cómo debemos tratar las caries en dientes de leche – Diferentes tratamientos pueden ser efectivos dependiendo del estado en que se encuentre el diente de leche en ese instante, si está a punto de caerse puede tratarse con un antibiótico o incluso extraer el diente. Otras opciones pueden pasar incluso por un empaste o una pulpotomía en caso de que haya llegado al nervio.

¿Qué es la caries de biberón?

UN PACIENTE CON. Caries del biberón Nursing bottle caries Antonia Molina Escribano a, Antonio J. López Garví b, Catalina López Ibáñez c, Úrsula Sáez Cuesta d a Odontóloga de área del Centro de Salud de Casas Ibáñez (Albacete) y de la Unidad de Salud Bucodental (USBD) de Discapacitados de Albacete.

b Odontólogo de área del Centro de Salud de Almansa. c Higienista dental de área del Centro de Salud de Casas Ibáñez y de la USBD de Discapacitados de Albacete. d Odontóloga de área de Albacete y de la USBD de Discapacitados de Albacete. Dirección para correspondencia RESUMEN La caries del biberón es una enfermedad de evolución rápida y agresiva que afecta a la dentición temporal de niños de muy corta edad en los que la alimentación con biberón se ha prolongado más allá del tiempo recomendable.

El estancamiento de la leche o de otros líquidos azucarados en la boca del niño, unido a la falta de higiene oral, produce este tipo de lesiones, que dan lugar a una odontodestrucción severa. En el presente artículo presentamos el caso de un niño de tres años de edad que padece la citada patología y hacemos un análisis de sus causas y consecuencias.

  • Palabras clave: Caries dental.
  • Dentición primaria.
  • ABSTRACT Nursing bottle caries is a quick and aggressively developing disease that affects primary dentition of very young children fed with a nursing bottle for longer than recommended.
  • These lesions are caused by the milk or other sugared liquids held for a time inside the child’s mouth and deficient oral hygiene and can result in severe caries.
See also:  Tigre Dientes De Sable Cuando Se Extinguio?

In this article we present this condition in a three-year-old child and we analyze its etiology and consequences. Key words: Dental caries. Dentition primary. Introducción El término “caries del biberón” se utiliza para designar un proceso careoso de evolución agresiva y rápida que afecta a la dentición temporal de niños de corta edad y que suele tener su inicio en las superficies lisas del diente, poco susceptibles a padecer caries en circunstancias normales.

  1. Este cuadro clínico se presenta, sobre todo, en niños que suelen dormir con el chupete impregnado en sustancias azucaradas (miel, azúcar, leche condensada, etc.) o en aquéllos que toman el biberón de leche o zumo acostados.
  2. El niño se duerme y la leche o líquido azucarado se acumula alrededor de los dientes, brindando un excelente medio de cultivo para los microorganismos acidógenos (estreptococo mutans), y esto, unido a la disminución del flujo salival que se produce durante el sueño, agrava la situación y da lugar a un ambiente altamente cariogénico 1 que propicia así la aparición de caries agresivas, de localización preferente en el maxilar superior, siendo los incisivos superiores los dientes más afectados.

Cuando el hábito es diurno, se afectan menos los incisivos superiores y aparecen caries en lingual de molares mandibulares. Observaciones clínicas El caso que nos ocupa es el de un niño de tres años de edad que presenta un cuadro característico de caries del biberón.

  1. La disposición de las lesiones refleja los lugares donde los hidratos de carbono quedan depositados, bañando y lesionando superficies dentarias poco propensas a la caries 2,
  2. Existe afectación extrema de los dientes anterosuperiores y de los primeros molares temporales superiores e inferiores.
  3. De hecho, de estos dientes quedan en boca tan sólo los restos radiculares ( figura 1 ).

Debido a la secuencia eruptiva, los caninos y segundos molares temporales están menos afectados y fue posible realizar un tratamiento odontológico conservador mediante la obturación con resinas estéticas de composite. Los incisivos inferiores no están afectados, ya que están protegidos por el labio inferior y la lengua, y cuentan, además, con otro mecanismo protector: la autolisis ejercida por la saliva proveniente de las glándulas sublinguales 3 ( figura 2 ). Debido a la rápida destrucción del tejido dental, la pulpa queda afectada de forma precoz. Por tanto, la caries de biberón, si no es tratada a tiempo, llega a causar una serie de problemas: dolor por afectación pulpar, problemas estéticos, dificultad para la fonación y la masticación, instauración de hábitos nocivos como la interposición lingual o labial y malposición dentaria por alteración de la erupción de los dientes permanentes que les suceden.

El objetivo de nuestro tratamiento será evitar, en lo posible, la aparición de todos estos inconvenientes, pero las posibilidades terapéuticas, en muchos casos, se encuentran limitadas por lo avanzado de las lesiones y por la corta edad de los pacientes, cuya colaboración se hace muy difícil en tratamientos tan laboriosos como los que precisan 4,

?Cuándo y cómo cepillar los Dientes a tu Bebé: pasta dental, prevención de la caries en niños

Esto fue lo que nos llevó, en el caso que nos ocupa, a decantarnos por el tratamiento mediante anestesia general. Discusión En la prevención de la caries del biberón es primordial la concienciación de los padres acerca de la etiología del problema. Según la Academia Americana de Pediatría (AAP, 1985), se debe interrumpir la lactancia materna y comenzar a administrar el biberón a los nueve meses, y finalizarlo a los doce meses con la introducción completa de la alimentación sólida, que permite todas las ventajas de la masticación (autolisis, eliminación de la succión que puede deformar el paladar, etc.).

Sin embargo, son muchos los padres que no están dispuestos a someterse al estrés del destete temprano o de la retirada total del biberón. Es muy importante explicar a los padres que, para dar el biberón a su bebé, este debe estar incorporado y que deben limpiar los dientes tras la ingesta, no permitiendo, en ningún caso, que el bebé se acueste sin haber realizado la higiene oral.

See also:  Que Son Dientes ApiAdos?

Otra recomendación básica es la de limitar, en lo posible, el consumo de sacarosa entre las comidas y no utilizar sustancias con potencial cariogénico elevado (miel, azúcar, leche condensada, mermelada, etc.) para impregnar el chupete o la tetina del biberón.

  1. Para la mayoría de los autores, la leche constituye el factor causal más importante de la caries del biberón, siempre y cuando se tome de una forma regular durante más tiempo del considerado normal para el destete 5,
  2. Los zumos de fruta azucarados que los padres dan a los niños por su alto contenido en vitamina C y su agradable sabor también tienen un alto contenido en azúcares y un efecto cariogénico mucho mayor que la propia leche 6,

Bibliografía 1. Mc Donald RE, Avery DR. Odontología Pediátrica y Del Adolescente. Buenos Aires: Ed. Panamericana; 1990.2. Ostos MJ, González E, Menéndez M. Patrones de caries dental en el niño preescolar. Odontología Pediátrica 1992; 1:171-81.3. Yiu CK, Wei SHY.

Management of rampant caries in children. Quintessence International 1992; 23:159-68.4. Pinkman JR. Linguistic maturity as a determinant of child patient behaviour in dental office. J Dent Child 1997; 5:322-6.5. Dilley GS, Dilley DH, Machen JB. Prolonged nursing habit: a profile of patients and their families.

J Dent Child 1980; 47:102-8.6. Smith AJ, Shaw C. Baby fruits juices and tooth erosion. British Dental Journal 1987; 162:65-7.47:102-8. Dirección para correspondencia: Antonia Molina Escribano. C/ Pablo Medina 7, 6ºA, 02005 – Albacete. Telf.: 666307128, e-mail: [email protected] Recibido el 1 de agosto de 2007. Aceptado para su publicación el 30 de octubre de 2007.

¿Cómo prevenir la caries del lactante?

Hábitos saludables para evitar las caries del biberón –

No mojar el chupete en bebidas azucaradas como miel, azúcar o leche. Si el bebé tiene tendencia a quedarse mucho tiempo con el chupete en la boca, este hábito hará que el azúcar se quede en los dientes y encías por muchas horas seguidas. Evitar o reducir el consumo de comidas y bebidas azucaradas, los principales causantes de la caries del biberón. Intentar evitar que el niño se quede dormido mientras se le está dando el pecho o el biberón. El azúcar de la leche se acumula durante largas horas en sus encías, lo que favorece la aparición de caries infantiles. Comenzar una rutina de higiene dental, Para evitar la caries del biberón, lo más importante es limpiar las encías del bebé con una gasa o un pañuelo fino mojado con agua. Con masajear suavemente será suficiente para eliminar el exceso de ácido y bacterias que se depositan en las encías.

Más allá de la caries del biberón, la salud dental de los más pequeños merece una atención especial. Desde Clínica Dental Nuño Gil recomendamos pedir cita con el odontopediatra desde que son pequeños para inculcar el hábito de acudir al dentista y evitar que más adelante tengan miedo.

¿Por qué mi bebé tiene caries?

La OMS establece que la caries dental es, actualmente, la enfermedad crónica más frecuente en la infancia con una alta prevalencia en preescolares españoles. ¿Sabías que, además, la caries puede aparecer una vez han erupcionado los dientes temporales a partir de los 6 meses de vida? La caries es una disbiosis causada por bacterias presentes en la boca del bebé o niño que metabolizan los azúcares de la dieta, De este metabolismo se generan unos ácidos que hacen que el pH de la boca sufra variaciones y el esmalte se acabe desmineralizado, comenzando así el proceso que entendemos como caries.

¿Cuándo puedo empezar a cepillar los dientes de mi bebé?

¿A qué edad empiezan a cepillarse los dientes? – La higiene dental de los niños debe empezar desde la erupción del primer diente de leche, que suele suceder a los 6 meses de edad, Cuando esto ocurra, tendrás que limpiar la boca del bebé dos veces al día con una gasa húmeda y que esté totalmente limpia. Conforme vaya creciendo, tendrás que adoptar una rutina según su edad :

A partir de los dos o tres años, cuando haya una mayor cantidad de dientes de leche, empieza a limpiar sus dientes con un cepillo infantil y muy poca cantidad de pasta dental. Lo mejor es hacerlo en familia y delante de un espejo, ya que así se podrá fijar en cómo lo haces. A partir de los tres años y hasta los seis o siete años, tienes que aumentar la cantidad de pasta de dientes del cepillo. A pesar de que es recomendable que lo hagas tú, a partir de este momento puedes hacerles partícipes para que lo tomen como una rutina. Después de los seis años pueden empezar a cepillarse los dientes por sí mismos. Recuérdales los movimientos que tienen que realizar para que la higiene sea totalmente efectiva. Supervisa cómo lo hacen para asegurarte de que sus hábitos sean correctos y de que aplican la cantidad de pasta adecuada, pues muchos niños tienden a depositar demasiada.